“Los venezolanos están comprometidos con la revolución porque es defender Suramérica”

Los derechos humanos sirven de argumento para defender o atacar a los sectores opositores que generan hechos violentos en su protesta contra el Gobierno de Nicolás Maduro.

RT analizó este tema con la psicóloga argentina y activista por los derechos humanos Cristina Solano. Es, además, una de las ponentes del Foro Internacional de Psicología, Violencia y Operaciones Psicológicas, finalizado la semana pasada en Caracas.

RT: Buena parte de la prensa acusa la violación de los derechos de aquellos que protagonizan las guarimbas en Venezuela. ¿La protesta violenta es un derecho humano?

CS: No se las puede permitir. Hay cuestiones que tienen que ver con el respeto a la sociedad, el respeto al otro. Nadie puede cometer actos delictivos contra otras personas, ni puede incitar al delito, al magnicidio, a la muerte. Eso debe ser penalizado, supongo que las leyes venezolanas lo tienen previsto y la justicia debe actuar sobre ellos.

Las ‘guarimbas’ son un atentado a los derechos humanos. La sociedad no debe permitir lo que hacen esos vándalos en Caracas. Los que generan esa violencia, en mi opinión, son delincuentes y como tal deben ser tratados.

Me llama la atención que la Policía y las fuerzas de seguridad de Venezuela sean tan blandas y permitan que estos hombres cometan los actos vandálicos que cometen.

Los derechos humanos que se vulneran son los de la sociedad. Hay que respetar a la comunidad y ellos (los ‘guarimberos’) no los están respetando.

Recientemente murió un hombre al estrellarse porque lanzaron aceite en una calle. ¡Eso es un asesinato!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *